26.4.09

el arcón

Desde niña trabajó entre ruecas, telares, agujas. Aprendió las artes antiguas del bordado con piedras y perlas, ideó dibujos sobre la forma en que las estrellas siguen su curso, se aplicó a la traducción del canto de la alondra sobre la tierna superficie de la seda. Una tarde suavemente iluminada se dijo: Ya está bien. Se desnudó en medio de un silencio nuevo. Puso todo el ropaje en un arcón sin apariencia y al descorrerse el velo del sol lo mandó al rey, con una carta perfumada de jazmín.

15.4.09

12.4.09

Otra vuelta de tuerca (Henry James)

Me recomendaron esta novela corta hace un tiempo y la encontré esperándome en uno de los cajones de frutas con libros viejos que veo de pasadita cuando regreso de Tucumán (estaba entre los màs baratos, de cinco pesos; el volumen no dice demasiado porque está bastante ajado, aunque tiene en la tapa un cuadro de Magritte).
Leí la acertada traducción de H. C. Lipps y dos veces su prólogo, antes y después de la novela. Según Lipps, se trata de meterse en el tráfago de la ambigüedad -pesadilla de los modernos-, por medio de la práctica experta de la insinuación de puntos de vista. Está bien para empezar.

11.4.09

Como la cigarra

Como la cigarra
María Elena Walsh

Tantas veces me mataron,
tantas veces me morí,
sin embargo estoy aquí,
resucitando.
Gracias doy a la desgracia
y a la mano con puñal
porque me mató tan mal
y seguí cantando.

Cantando al sol como la cigarra,
después de un año bajo la tierra,
igual que sobreviviente
que vuelve de la guerra.

Tantas veces me borraron,
tantas desaparecí,
a mi propio entierro fui
sola y llorando.
Hice un nudo en el pañuelo
pero me olvidé después
que no era la única vez,
y volví cantando.

Tantas veces te mataron,
tantas resucitarás,
tantas noches pasarás
desesperando.
A la hora del naufragio
y la de la oscuridad
alguien te rescatará
para ir cantando.

"Como la cigarra", 1972

9.4.09

moriturus

los que van a morir desean ternura

- J. M. Ibáñez Langlois, Libro de la Pasión, 1987.

7.4.09

2.4.09

cuídate

He leído tu mensaje en medio de una inmensa sonrisa que ha salido como el sol suavemente cálido de hoy, sin esperarla. Terminas: "Cuídate". Lo haré, también por ti.