30.11.12

a casa meva

A casa meva: llibres i papers, més llibres i més papers, ordinador, música, records, quadres, plantes, barrets, una miqueta de roba i menjar, alguns altres utilitaris. Prou.

25.11.12

Vatita

Vatita subió el cerro. Descubrió primero que la mañana era auténticamente de domingo en los colores, en los aromas del aire, en los haces de luz bajando entre los árboles. La primavera, siempre la primavera, llegando tarde, justo a tiempo. Desconectó y se dedicó a caminar sin mirarse las puntas de los pies, haciendo erráticos desvíos y viendo, sólo viendo las cosas. Atención, una vatita en retirada en medio de un gran escalón, una vatita enorme, descomunal, con capa roja de miles de millones de puntitos negros. Mi injusta cámara retrató a vatita pero la sacó pequeñita sobre el gris de la piedra. Y si vatita podía seguir, yo quizás podría también; y seguí. El cerro revive en innumerables bonsais que crecen contra todo pronóstico (dice el corazón). Why not? La Ros me había anunciado sin querer quizás todo esto cuando hablamos ayer por el chat. Todo esto, tan escrito, de libro -cada año llega una primavera por vez-, tan sorprendente. Vatita se dejó picotear mansamente por los mosquitos y siguió subiendo: 8, 9, después no contó más, el cuerpo ya estaba suficientemente cansado para seguir solito él contando y subiendo en medio de un prolongado déjà-vu. El aire quieto como la sonrisa insensible aún. Insensible, tal vez esa es la palabra que estaba buscando. O aún, esa otra palabra tan complicada. Continuará.

22.11.12

sombrerería

Debo rendirme a la evidencia, tengo casi más sombreros que casa. Chacun a son propre histoire, bien sûr. El tilcareño: negro, de ala ancha y redonda; otro sombrero negro, precioso, que aún no sé describir; el trenzado de color tabaco, pequeñito, que tiene la forma de mi cabeza; el blanco y aireado con bordes de tela; el de lluvia (que en realidad es de lluvia de invierno); el de los chinos, una capelina amplia y modesta. Quizás (y sin quizás) debería agregar mis dos boinas, la beige y la negra, a esta cuenta.

19.11.12

aquí

Un viento silencioso le remueve los olores al geranio. La calle sigue andando debajo de mi balcón. Y la sonrisa, quietecita.

16.11.12

il me faudrait

Je pense qu'il me faudrait bien de parler en Français avec quelqu'un. Quoi en faire.

12.11.12

Why

Today I'm talking in English with myself, as necessary. I don't know how and why. I expended the morning in translating a paper that is important to me, it's true. And my heart beats so hard through the ideas, going beyond this time and some constraints, it's also true. Surviving? Simply flow?

11.11.12

Lemon pie 2.0

Esta es miii receta de lemon pie; la escribo aquí para encontrarla cuando ande lejos de mi cuaderno. Y por si le viene bien a alguien: está muy probada (yo la fui remodelando en base a la receta de un libro y tiene ya varias correcciones). Se hace en aproximadamente una hora de movimiento constante.

Escena 1: Hacer el bollo de la masa.
1 huevo
125 g de azúcar
250 g de harina leudante + ralladura de limón
125 g de manteca (ablandada, a temperatura ambiente)
Preparar un molde enmantecado y enharinado (si podés, que sea el mismo que vas a usar para servir; uno de pirex va bien). Ir calentando el horno a fuego medio.
Batir clara y yema juntas; agregar el azúcar y seguir batiendo. Agregar de golpe la harina (salpicada con ralladura de limón) y mezclar; luego la manteca: formar, con las manos firmes, un bollo compacto y quebradizo. Envuelto en una bolsa de plástico, llevar el bollo a la heladera y dejar descansar.


Escena 2: Hacer la crema de limón.
3 yemas
75 g de azúcar
25 g + 50 g de manteca
25 g de maicena
Ralladura y jugo de un limón
250 cc de leche
Poner en una cacerolita todos los ingredientes menos la leche y mezclar. Agregar la leche de a poco (atenti: esta es la clave para que no se corte la preparación). Llevar a fuego lento hasta que espese, mezclando siempre (sobre todo el fondo para que no se pegue). Cuando se apaga el fuego agregar 50 g de manteca y mezclar de nuevo.


Escena 3: Meter la masa al horno.
Distribuir en el molde la masa con las manos lo más rápido que se pueda (acordate que es masa de manteca). Trabajar los bordes con tenedor y pinchar mucho. Horno mediano.

Escena 4: Hacer el merengue.
3 claras
9 cucharadas de azucar
Una vez que terminaste con la crema y mientras se enfría, batir las claras a punto de nieve, agregar el azúcar y batir bastante más para que quede bien firme. Cuando termines con el merengue seguramente la masa estará lista; pero controlá que no se te pase...

Escena 5: Dorar los piquitos.
Distribuir la crema de limón sobre la masa y encima el merengue, generoso. Como los piquitos de merengue quedan graciosos te puede convenir usar manga.
Llevar el lemon pie durante un minutito breve y controlado a horno fuerte, para que el merengue se dore en los piquitos y te quede súper lindo.

¡Listo! Bon appetit!

4.11.12

Dora la exploradora

Por tramos el vueltero camino mira para atrás. Dora entonces respira hondo y se ve reaparecer, desconocida, caminando y rodeada de gente querida. Oh sorpresas las que se da. Qué memoria de pajarito. No me extraña que necesite tanto de la escritura.